Junín, Domingo, 26 Mayo 2019  |  12:23 hs.
 Miércoles 02 de enero de 2019                579
    02.01.2019 -    
Los asistentes de ayuda al aparcamiento, los más demandados en España
Con la revolución tecnológica que está viviendo el sector del automóvil, los fabricantes se esfuerzan cada vez más por equipar a sus vehículos con los más avanzados sistemas de asistencia a la conducción. Bosch, fabricante mundial de tecnologías de automoción, acaba de presentar un estudio en el que analiza el porcentaje de vehículos que incluyen algunos de los asistentes ADAS (Advanced Driver Assistance Systems) más conocidos. (En este enlace te explico cómo funcionan los principales sistemas ADAS).

Los asistentes de ayuda al aparcamiento, los más demandados en España

“En general observamos que la mayor parte de los conductores compra sistemas de asistencia a la conducción siempre que se incluyan de serie en el nivel de acabado elegido, pocos son los que pagan un sobrecoste por un sistema en concreto”, explica Lorenzo Jiménez, director de comunicación y marketing de Mobility Solutions de Bosch en España.


Los ADAS reducen el error humano

Aun así, las cuotas de instalación de estos sistemas de asistencia están aumentando constantemente: “cada vez más conductores le dan importancia al hecho de que el coche piense y, a veces, incluso les ayude a conducir”, dice Dr. Dirk Hoheisel, miembro del Consejo de Administración de Bosch. Y es que hay que tener en cuenta que estos dispositivos no sólo hacen que la conducción sea más cómoda, también pueden salvar vidas porque reducen el error humano, presente en más del 90% de los accidentes.


Tras analizar los datos de vehículos matriculados en 2017 según la Asociación Nacional de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac) y tras realizar entrevistas en diversos concesionarios, el estudio concluye que más de la mitad de los coches nuevos matriculados el año pasado en España iban equipados con diferentes sistemas de ayuda al aparcamiento (53,8%), entre los que se incluyen la ayuda al aparcamiento (48%) y la cámara trasera (22,7%). El asistente remoto de aparcamiento se acaba de introducir en el mercado y sólo se encuentra en el 0,3% de los vehículos matriculados en 2017.


Estudio Bosch asistentes a la conducción


La frenada automática de emergencia, ¿obligatoria?

Le sigue en orden de importancia el sistema de frenada automática de emergencia AEB, un sistema que ha demostrado una gran efectividad a la hora de evitar accidentes, y que en España estaba incluido en el 31% de los coches nuevos que se vendieron en 2017. Su uso generalizado podría evitar hasta 272 vidas cada año en España y uno de cada cinco accidentes, según un informe elaborado por Bosch y el RACC. Es por este motivo que la Unión Europea está preparando actualmente la legislación para que los AEB sean obligatorios en todos los coches.


Los más demandados son los AEB de ciudad (26%) y el detector de peatones (25%), mientras que el asistente de frenada en vías interurbanas se queda con una cuota de penetración del 16%. A destacar que en el 60% de los casos el AEB se instaló en vehículos de lujo o deportivos, seguido de los SUV en un 47%.


Los sistemas de ayuda al mantenimiento de carril también cuentan con buena aceptación por parte de los conductores ya que se equiparon en el 30% de las nuevas matriculaciones, más de la mitad (53%) en vehículos tipo SUV. Un dato a destacar teniendo en cuenta que las salidas de vía suponen casi una tercera parte del total de los accidentes en España.


Los todocaminos o SUV también fueron los coches que más sistemas de reconocimiento de señales de tráfico equiparon (54%), por delante de los deportivos y de lujo (35%). En total, estos sistemas RSR consiguieron una cuota de instalación del 20,7%.


Estudio Bosch asistentes a la conducción


Bosch también ha analizado en su estudio el nivel de demanda de los sistemas de iluminación inteligente, entre los que se incluyen el encendido y apagado automático, sistemas antideslumbramiento, etc, alcanzando una cuota del 20,5% (uno de cada cinco vehículos). Estos sistemas se encuentran fundamentalmente en los modelos SUV (37%) y al mismo nivel en berlinas/compactos y en modelos de lujo y deportivos (25%). 


Peor aceptación tiene el control de crucero adaptativo ACC con sólo una cuota de instalación del 3,6%, principalmente en SUV y vehículos de lujo y deportivos.


Baja demanda en España vs otros países europeos

Si nos comparamos con otros países europeos, observamos que España está por debajo en el número de sistemas ADAS instalados en sus vehículos nuevos:


La cuota de instalación de los sistemas de asistencia al aparcamiento en España es inferior a la del resto de países europeos (Francia, Reino Unido, Alemania, Holanda y Bélgica), a excepción de Italia y Rusia.


España también está ligeramente por debajo en cuota de instalación de los sistemas de mantenimiento de carril, sólo por encima de Rusia. En cuanto a sistemas de frenada automática de emergencia, es bastante inferior a la de Alemania, Bélgica, Holanda o Reino Unido y similar a la de Francia e Italia.


Estudio Bosch asistentes a la conducción


¿Qué opinan los españoles del coche automatizado?

Cada año somos testigos de la presentación de nuevos sistemas de asistencia a la conducción, un paso previo esencial para la llegada del coche de conducción automatizada, un campo en el que Bosch es pionero. Pero, ¿estamos los españoles preparados para los coches autónomos? ¿Compraríamos estos coches? ¿Por qué motivos?


Para conocer la percepción que los conductores españoles tienen de la conducción automatizada, Bosch ha entrevistado a más de 12.500 conductores en trece países: España, Alemania, Francia, Estados Unidos, Japón, China, Brasil, Reino Unido, Turquía, Rusia, Italia, Bélgica y Holanda. 


Muchos de los conductores comprarían un coche autónomo para que les libere del estrés que supone la tarea de conducir. Especialmente les interesa entregar el control al automóvil durante el aparcamiento, tanto a la hora de buscar plaza como durante la maniobra, y durante la conducción en atascos. 


Además, les parece útil para viajes largos (69%), cuando discurren sobre todo por autopistas y autovías (64%), y como ayuda en situaciones complicadas como conducción con mal tiempo (53%) o por la noche (51%). 


La encuesta también pone sobre la mesa las funciones de conducción automatizada más atractivas y que están muy en línea con los datos de instalación en los coches que se vendieron el año pasado. Así, los conductores españoles se decantan por el aparcamiento (71%), la búsqueda automatizada de plazas de estacionamiento (78%) y la circulación sin estrés en atascos (60%).


¿Y para qué utilizarían el tiempo mientras es el coche el que conduce? El 66% lo dedicaría a disfrutar del paisaje y para hablar o interactuar con los pasajeros. Especialmente son los hombres los que más interés muestran por la tecnología de conducción autónoma. Además, cuanto más joven es el conductor, mayor es su interés en comprar un coche autónomo. En general, alrededor del 60% de los conductores españoles –sobre todo los que viven en ciudades- querría que el coche automatizado se introdujera en el mercado lo más rápido posible.


Otra conclusión a destacar es que el 41% de los españoles confiaría en este tipo de coche para llevar a sus hijos, el segundo porcentaje más alto entre los 13 países analizados. Curioso que los alemanes (11%) se posicionan en último lugar, como los que menos confían en esta tecnología.


Bosch está introduciendo la conducción automatizada de forma progresiva, primero con funciones de aparcamiento, segundo con el asistente para atascos y en tercer lugar para conducir en autovías y autopistas. Estos dos nuevos estudios de Bosch confirman que la estrategia del fabricante sobre conducción automatizada va por buen camino.


“A medida que se vayan introduciendo estos asistentes automatizados, aumentará la confianza del usuario sobre los mismos”, concluye Lorenzo Jiménez, responsable de comunicación y marketing de Mobility Solutions de Bosch España.

« volver atrás