Junín, Martes, 19 Marzo 2019  |  14:36 hs.
 Domingo 24 de febrero de 2019                274
    24.02.2019 -    
Cómo se prueban los sistemas que evitan atropellos a peatones y cuáles son los SUV que aprobaron
De los 11 vehículos evaluados, sólo uno no pasó las pruebas.

Cómo se prueban los sistemas que evitan atropellos a peatones y cuáles son los SUV que aprobaron

Cámaras, sensores y radares permiten hoy que algunos autos cuenten con sistemas de asistencia al manejo que hacen más seguro el viaje de los ocupantes y de los demás actores del tránsito. Y cada vez más vehículos agregan estos dispositivos.


Uno de los más significativos es el que tiene la capacidad de detectar a un peatón en la trayectoria del vehículo, alertar al conductor y hasta frenar de modo automático para evitar el atropello o mitigar las consecuencias.


Las calificaciones se otorgan de acuerdo a las reducciones promedio de velocidad.


Se trata de un gran aliado para lograr una conducción segura. Sin embargo, no todos las marcas usan el mismo equipamiento para lograr el objetivo. Por lo tanto, los resultados no son siempre los mismos.


Es por eso que desde el Instituto de Seguros para la Seguridad en Autopistas de los Estados Unidos (IIHS por sus siglas en inglés), se propusieron evaluar el funcionamiento de estos dispositivos.


Cómo funcionan

En general, los sistemas de detección de peatones utilizan una cámara mono o estéreo orientada hacia adelante, que va montada cerca del espejo retrovisor.


Ademas, lleva otros sensores de radar en la parrilla del vehículo para explorar continuamente el camino y el horizonte en busca de peatones, o también tienen ciclistas o un animales que se puede cruzar en la trayectoria.


Los algoritmos clasifican los objetos como personas, ciclistas o animales, predicen su trayectoria de viaje y determinan la velocidad del vehículo en relación con ellos.


Si una colisión es inminente, el sistema normalmente alerta al conductor, primero con una alarma visual y sonora. Y en caso de ser necesario, puede aplicar los frenos de modo automático, que lo hace mucho más rápido de lo que un humano podría reaccionar.


Para el evaluar el rendimiento de estos sistemas, el IIHS ha diseñado tres escenarios posibles que simulan situaciones con las que uno se puede encontrar tanto como conductor y como peatón.


El primero de ellos involucra a un peatón adulto en el lado derecho del camino, que ingresa a la calle delante de la trayectoria de un vehículo que se aproxima. Este es el tipo más común de choque que involucra a un peatón.


La segunda prueba simula a un niño que se lanza a la calle por detrás de dos vehículos estacionados. Se trata de una situación habitual y de altísimo riesgo.


Un chico saliendo a la calle por detrás de dos autos estacionados es una situación habitual.


Estas dos primeras pruebas se hacen con el vehículo viajando entre 19 km/h y 40 km/h.


Y el tercer escenario de prueba replica a un adulto que camina al costado del carril de viaje del vehículo y en el mismo sentido que trae el rodado. En esta evaluación la velocidad es entre 40 y 60 km/h.


Las calificaciones se otorgan de acuerdo a las reducciones de velocidad promedio de los vehículos, en cinco intentos de pruebas repetidas en pavimento seco.


Para este primer lote de evaluación se eligieron 11 medianos, de los cuales 4 obtuvieron la máxima calificación, 5 tuvieron una respuesta destacada, 1 logró un rendimiento básico y otro no pudo aprobar los tests.


Entre los más destacados aparecen el Honda CR-V, el Subaru Forester, el Toyota RAV4 y el Volvo XC40. El segundo grupo estuvo compuesto por el Chevrolet Equinox, el Hyundai Kona, el Kia Sportage, el Mazda CX-5 y el Nissan X-Trail.


El Mitsubishi Outlander alcanzó una calificación básica y el BMW X1, no superó ninguna de las pruebas.


El BMW X1 no pasó las pruebas.


Lo llamativo, según informó el IIHS, es que el X1 no frenó en absoluto en la simulación adulta paralela al camino de mayor velocidad, y mostró una reducción de velocidad mínima o nula en las otras pruebas.


Salvo el modelo de Mazda, los demás vehículos están disponibles en nuestro mercado. Eso no quiere decir que todos vengan equipados con este sistema.


Es más, el IIHS aclaró que en los EE.UU. sólo Forester, RAV4, X-Trail, X1 y XC40 traen este dispositivo como equipamiento de serie. En el resto es opcional.

« volver atrás