22.2 ºC Ahora en
Junin, Buenos Aires
Sábado, 24 Octubre 2020
Policiales  Viernes 16 de octubre de 2020 - 16:14 hs.                399
  Policiales   16.10.2020 - 16:14   
Rosario: le anunciaron un premio y lo estafaron por $200.000
Un hombre de Rosario denunció que le hicieron el cuento del tío por teléfono y entregó sus datos bancarios. Les vaciaron la cuenta a él y a su madre.

Un hombre de Rosario denunció este jueves que fue víctima de una estafa virtual en la que le robaron casi $200.000 de su cuenta bancaria con el pretexto de depositarle un premio por ser cliente de una compañía de telefonía celular. También avanzaron sobre del dinero de su madre.


"No puedo creer cómo caí. Estoy acostumbrado a operar con home banking, pero me agarraron con la guardia baja", aseguró a La Capital de Rosario la víctima, que se definió como un hombre de 40 años pero prefirió no dar su verdadero nombre.


"Juan", como dio en llamarle el periódico rosarino, recurrió a la policía cuando ya era muy tarde: la secuencia empezó a las 10.30 de este jueves con un llamado de la línea 1158687616, desde la Ciudad de Buenos Aires.


La persona que lo contactó le informó que había ganado un premio de $25.000 por ser cliente de larga data de una compañía de telefonía celular que cumple 28 años en la Argentina. Además del monto que le iban a transferir le prometieron un equipo de alta gama y unas remeras que le llegarían a su casa el 15 de noviembre.


Para depositar el dinero le explicaron a "Juan" había que hacer un "trabajo en conjunto" que era, básicamente, blanquear la clave del homebanking en un cajero automático, cosa que jamás ninguna compañía le pediría a un cliente y debiera ser tomado como indicio ante intentos de estafas.


"Una vez que te hacen generar una nueva clave, te hacen el verso con disposiciones del Banco Central. Así acceden a tu home banking porque te hacen poner el código que te dicen ellos. Les entregué el home banking", admitió mortificado el hombre.


No contentos con el acceso a esa cuenta bancaria le pidieron a Juan los datos de la de su madre, que es clienta de otro banco, y él les entregó hasta el último dígito. En cuestión de minutos el dinero de ambos había desaparecido.


"Me siento muy mal, caí como un pajarito. Uno siempre ve que esto le sucede a gente mayor, pero me tocó a mí, que tengo 40. Espero que esto sirva para que la gente esté más atenta ante estas estafas virtuales", expresó Juan.



COMENTA LA NOTA



‹‹ volver atrás