23.3 ºC Ahora en
Junin, Buenos Aires
Viernes, 4 Dic 2020
Agropecuario  Domingo 15 de marzo de 2020 - 16:09 hs.                4331
  Agropecuario   15.03.2020 - 16:09   
La robotización cambia la forma de hacer las tareas del campo
El Tecnódromo Mario Bragachini mostró de qué manera el avance tecnológico hace más fácil y precisas las tareas en el lote.

En el Tecnódromo Mario Bragachini durante Expoagro 2020, durante las horas de la mañana se desarrolló el capítulo forrajero. Entre las actividades vistas se pueden desatacar algunas claves para el manejo del mixer. En este punto, el Ing. Agr. Edgard Ramirez coordinador del Tecnódromo comentó que al cargar un mixer es necesario prestar atención al orden de carga de los alimentos. Desracó que siempre es mejor cargar primero el rollo, luego el silaje picado para que le de peso a fin de evitar que el forraje salga de la batea debido al impulso que le imprime la fresa cónica. Y luego a lo último agregar el concentrado. Todo ello es clave para lograr una homogenización de la mezcla o ración.


Después, hay que tener en cuenta que el mixer lleva un monitor de la balanza programable en la que a medida que se carga, se expresan los kg de heno, de silaje y de grano. Lo cual permite preparar la dieta deseada.


Y luego se puede programar la descarga que se hace según los kg que se quieran descargar en cada comedero o cada corral que se tenga.


Si los corrales se disponen por categoría, entonces a los más chicos se le dará una cantidad, a los más grandes otra. Y ello también se sincroniza con la velocidad de avance del tractor.


Es decir, si el tractor avanza muy rápido no tendrá tiempo de descargar todo el alimento esperado, si va lento descargará en exceso.


Entonces lo que el monitor facilita es la sincronización entre la descarga y la velocidad de avance.


Todo se programa en función de lo que el operador desea preparar. La información de velocidad, kg de descarga por unidad de tiempo, metros de comederos, se programan en la balanza. Luego el tractorista no se ocupa en esos detalles y dedica su atención a otros.


En horas de la tarde se llevaron a cabo las actividades del capítulo agrícola del Tecnódromo. Allí se mostraron detalles de la siembra, de la fertilización, de la pulverización y de la cosecha de cultivos de grano.


En el momento de la cosecha, se pudo ver una máquina cosechadora equipada con sensores en los elevadores de grano limpio y de retrilla capaces de diferenciar grano limpio de suciedad y de grano quebrado. Esa información a través de un software y las conexiones necesarias, envía ordenes de calibración de la trilla a fin de mantener la calidad de grano en los niveles programados con anticipación.


Lo visto en este extracto es una pequeña muestra de lo visto en el Tecnódromo. Allí todo lo visto mostró como el trabajo de campo será diferente al de hoy, en poco tiempo.