DOLAR OFICIAL $ 146,2 / $ 154,2
DOLAR BLUE $ 284,0 / $ 288,0
DÓLAR
OFICIAL $ 146,2 / $ 154,2
BLUE $ 284,0 / $ 288,0
  8.3 ºC  Junín, Bs As
Sábado, 1 Octubre 2022
Tecnologia  Lunes 29 de agosto de 2022 - 11:37 hs.                324
  Tecnologia   29.08.2022 - 11:37   
Paladio y Platino; dos desconocidos vitales en la industria
Existen algunas materias primas fundamentales para que funcione el mundo contemporáneo que ya se encuentran firmemente instaladas en la conciencia colectiva; el crudo, el cobre, el controvertido coltán o incluso el oro, un metal precioso muy importante en la industria electrónica.

Paladio y Platino, Depositphotos

Pero existen otras commodities, como se conoce a la materias primas en el ámbito de la inversión, bastante más desconocidas por los consumidores pero no por ello menos importantes para que todo funcione tal y como estamos acostumbrados, y que por lo tanto son tenidas muy en cuenta tanto por los planificadores del abastecimiento y la producción de estas industrias, por los estadistas a la hora de elaborar los puntos que guiarán la política exterior de sus países y por supuesto por los pequeños y grandes inversores, los cuales siguen muy de cerca todo lo relacionado con estas materias primas con el objetivo de intentar crear una estrategia de inversión.

 Dos de estas materias primas poco conocidas son el paladio y el platino, metales cuya cotización puede utilizarse para invertir en futuros, en trading online en easymarkets.com o incluso pueden comprarse en forma de joyería para adornarse o como reserva de valor, pero que sobre todo tienen una función industrial, cosmética o médica con numerosos ejemplos de uso cotidiano.

 Dos metales de la misma familia

 El paladio y el platino forman parte del mismo grupo de metales dentro de la tabla periódica de Dimitri Mendeleev, el químico ruso que consiguió la proeza de ordenar los elementos químicos, y se calcula que alrededor de una cuarta parte de los productos que se manufacturan hoy en día contienen o utilizan durante su fabricación alguno de los elementos del grupo del platino o platinoides, que además de los mencionados platino y paladio incluye el rodio, el rutenio, el iridio y el osmio, dato que por sí solo sirve como prueba de la importancia que tienen estas commodities para la economía aunque la mayoría de los ciudadanos no son conscientes de la misma a no ser que se encuentren directamente implicados en su extracción, compraventa o que sean inversores de commodities de uno u otro tipo.

 Uno de los usos principales del paladio es su incorporación en los convertidores catalíticos, un elemento fundamental en los automóviles dado que sirven para reducir las emisiones de gases contaminantes gracias a una pieza con forma de panal de abeja que también está formado, entre otros elementos, por paladio y otros metales del grupo del platino como el rodio o el propio platino. Además de en la joyería, el paladio también tiene otras aplicaciones en el sector de los complementos ya que se utiliza en relojería, y también en el ámbito biosanitario, ya que se utiliza en odontología o en ciertas tiras que miden niveles de algunos elementos como el azúcar en sangre.

 El platino por su parte es un metal muy apreciado en el sector del lujo, pero al igual que el paladio también se utiliza en odontología, electrónica y en los catalizadores de los automóviles, y de la misma forma que el paladio también se extrae de las minas de cobre o níquel, concentrando su producción en el sur de África, Rusia y Norteamérica, con lo que está más distribuida que en el caso de otros metales estratégicos como el coltán, mineral metálico que parece que se encuentra principalmente en la República Democrática del Congo -aunque algunos estudios estiman que es mucho más abundante y que las reservas del país centroafricano no supondrían un porcentaje tan elevado como se pensaba en un principio- suponiendo más bien una maldición para el país por la inestabilidad que se ha generado en torno al control de sus puntos de extracción.

 A pesar de su importancia para la industria, la extracción de platino y paladio a nivel mundial no es demasiado elevada, pudiendo verse en Statista que la producción de platino estimada para el 2020 fue de ciento setenta toneladas métricas, y según oroinformación la producción de paladio durante el mismo año fue de doscientas diez toneladas, siendo ambos perfectos ejemplos de lo importantes que pueden ser para la economía mundial dos commodities a pesar de su escasez, de la misma forma que los oligoelementos son fundamentales para mantener la salud del cuerpo humano a pesar de ser consumidos en dosis minúsculas.